es

IEB

Universitat de Barcelona logotipo
Noticias

El IEB Report 4/2018 analiza el papel y el impacto de los paraísos fiscales

DESCARGA EL IEB REPORT 4/2018

  • El 80% del patrimonio personal desviado a paraísos fiscales pertenece al 0,1% más rico de la población
  • Se estima que el 8% de la riqueza mundial de los hogares se encuentra en estos países

Las tasas de evasión fiscal son 10 veces mayores entre la población más pudiente, en comparación con las medias nacionales. Esta es una de las conclusiones expuestas en la última edición del IEB Report, titulado ‘El presente y el futuro de los paraísos fiscales y coordinado por el investigador del Instituto de Economía de Barcelona (IEB), Alejandro Esteller. Los datos analizados muestran como el 80% del patrimonio personal desviado a paraísos fiscales pertenece al 0,1% más rico de la población. En una visión más detallada, la estadística revela que el 50% de este patrimonio evadido corresponde al 0,01% con más recursos.

Los datos corresponden a la contribución del profesor de la Universidad de Copenhague, Niels Johannesen, que rescata la información obtenida gracias a las filtraciones sobre las cuentas de los clientes del HSBC Switzerland, los papeles de Panamá y las declaraciones voluntarias que se realizaron en Dinamarca, Noruega y Suecia. El volumen de patrimonio desviado a paraísos fiscales es especialmente relevante en comparación con los resultados obtenidos a través de las declaraciones de impuestos en los estados analizados. De media, tan solo el 10% del patrimonio declarado pertenece al 0,1% más rico de la población, y el 5% al 0,01% con más recursos.

“La cuota de patrimonio de este 0,01% más rico aumenta un 25% cuando sumamos las cuentas no declarados en paraísos fiscales, y esto tiene implicaciones en los ratios de desigualdad”, explica Johannesen en su artículo.

El investigador recupera en su artículo los trabajos que han puesto el foco en la brecha global entre activos y pasivos que se genera en las transferencias a paraísos fiscales y cifra en 6 billones de dólares el patrimonio personal evadido en estos territorios, lo que representa un 8% de la riqueza de los hogares a nivel mundial.

Johannesen califica de “éxito modesto” los resultados de los programas de transparencia, intercambio de información y amnistías fiscales. En Estados Unidos, por ejemplo, 100.000 contribuyentes declararon cuentas en paraísos fiscales por valor de 100.000 millones de dólares, lo que tan solo representa un 10% de la riqueza total estimada del país desviada en estas cuentas. “Hay más personas que optan por buscar la manera de volver a esquivar la ley que no que colaboran”, explica el investigador.

Las multinacionales desvían el 36% de sus beneficios
En su aportación, el investigador del Fondo Monetario Internacional (IMF), Shafik Hebous, analiza el volumen de fondos desviado por las multinacionales. Según los datos rescatados, estas grandes empresas llevan el 36% de sus beneficios a cuentas situadas en paraísos fiscales, un total de 600.000 millones de dólares a nivel global.

Hebous indica que un descenso de un punto porcentual en el impuesto sobre sociedades se traduce en un aumento del 1,5% en la cifra de resultados antes de impuestos declarados por las multinacionales. Una realidad que ha hecho que, en los últimos años, la media impositiva mundial sobre los beneficios de las empresas haya pasado de estar por encima del 40% en los años ’80 a situarse sobre el 20% en la actualidad.

“El problema actual está en determinar el origen de los activos intangibles de una multinacional por la creciente digitalización del mercado. Para las empresas ya no es tan necesario tener una presencia física en la economía de destino”, apunta Hebous.

El economista considera que las acciones para reducir la evasión fiscal acometidas por la OCDE, organismos de transparencia fiscal y por los estados no han obtenido los resultados esperados, y cree que la mejor vía para cortar el traslado de beneficios sería la aplicación de reformas basadas en los beneficios en el destino, como un impuesto sobre el flujo de caja en destino.

La investigadora de la Utah State University, Katarzyna Anna Bilicka, cierra el IEB Report describiendo las tres principales estrategias que utilizan las multinacionales para reducir sus obligaciones fiscales. A través de los préstamos intragrupo, las empresas contraen préstamos con sus filiales situadas en países de baja tributación como método para reducir los beneficios declarados en los territorios de fiscalidad alta. Con los precios de transferencia, estas mismas empresas adquieren bienes a filiales extranjeras pagando un precio superior al marcado por el mercado para reducir su carga tributaria. Finalmente, la apertura de sucursales en países de impuestos bajos para registrar allí la propiedad intelectual es una de las fórmulas de ingeniería fiscal más utilizadas en la actualidad.

En su editorial, el investigador del IEB, Alejandro Esteller, indica como la literatura existente empieza a poner cifras sobre la recaudación que se pierde por la elusión en paraísos fiscales y apunta al siguiente paso a dar. “Aún no conocemos el patrón redistributivo individual que causan estas estrategias de evasión de impuestos por parte de las multinacionales, ya que no sabemos cómo repercuten en las condiciones de los trabajadores, accionistas o consumidores, por ejemplo”.

Esta web utiliza cookies para personalizar la navegación y mejorar sus servicios. Si continúa navegando, usted acepta su uso de conformidad con nuestra política de cookies. Ver más información